El mejor Partner Navision de Valencia. Más de 20 años de experiencia.

Beneficios de implantar un ERP en tu empresa

Implantar un ERP en una empresa es un proceso algo complejo, además de costoso (entre 3 y 12 meses). Por eso, muchas empresas tienen ciertas dudas a la hora de implantarlo en su compañía.

No obstante, los tiempos actuales se caracterizan por el cambio, y el cambio es inevitable, sobre todo cuando se trata de operaciones comerciales.

Ese cambio, en ocasiones, ha hecho que muchas empresas no se adapten y no alcancen sus objetivos.

Por eso, en tiempos como estos, la implantación de un sistema ERP en una empresa puede ser la base para conseguir una optimización de las operaciones comerciales y mejorar la eficiencia e impulsar el crecimiento.

Probablemente tengas dudas y no sepas si implantar un ERP en tu negocio. Estas dudas son completamente normales, ya que se necesita una gran cantidad de recursos y mucho tiempo para ello.

Pero, para sacarte de dudas te recomendamos que sigas leyendo porque en este post te vamos a explicar todos los beneficios de implantar un ERP en tu empresa.  

¿Cómo ayuda un ERP a mi empresa?

Si quieres ahorrar tiempo, disminuir costos, aumentar la productividad en tu empresa y tener la información de tu negocio, implantar un ERP en tu empresa es lo que necesitas. 

Aprovechamos para contarte sobre estos y otros beneficios de implantar un ERP en tu empresa.

1. Toma de decisiones con información real y actualizada

Como ya sabes, un ERP no es más que un software que reúne algunos de los procesos de tu empresa y desde el mismo puedes gestionar la contabilidad, la producción, la logística, los envíos y el inventario.

Todos estos datos se convierten en información real y actualizada y esto te permitirá realizar proyecciones realistas, y estimaciones y decisiones más ajustadas a la realidad de la empresa.

2. Mejora la comunicación interna

Con la implantación de un sistema ERP en una organización se dispone de toda la información unificada bajo un mismo sistema. La comunicación interna se ve mejorada gracias a que la información es accesible y actualizada de forma inmediata para todos los empleados.

Las reuniones se vuelven más productivas y se usa menos tiempo en conocer el estado actual de cada una de las tareas, por lo que se convierten en reuniones en las que se resuelven los problemas o se diseñan las estrategias.

3. Alta seguridad de los datos de tu empresa

Es cierto que el ERP facilita al personal la administración de procesos comunes, como entrada de pedidos, envío, recepción y recuento de existencias.

Pero, mientras que el software comercial le brinde al personal acceso total a sus registros de contabilidad y nómina, los sistemas ERP te permiten restringir las cuentas de los empleados solo a los procesos que son relevantes para poder desempeñar su labor. 

4. Flujo de trabajo mejorado

Todos los procesos se simplifican y el acceso se realiza a través de interfaces fáciles de usar, esto se resume en que los empleados pueden adquirir la información relevante necesaria para hacer su trabajo.

Ya sea rellenando o extrayendo un informe para su presentación o personalizarlos. El software ERP facilita el trabajo de cada empleado, lo que lleva a una mayor productividad.

5. Evita duplicar procesos o tareas

Otro beneficio de implantar un ERP en tu empresa es que te ayuda a evitar duplicar procesos o tareas. Es común ver a algunos departamentos crear informes por duplicado para trabajar con ellos.

Con un sistema de planificación de recursos empresariales se obtiene la unicidad de la información dado que la información interdepartamental está unificada y accesible para todos los implicados en un mismo lugar.

El sistema es capaz de saber qué información es relevante para cada departamento y muestra la información pertinente para poder tener una visión general del cliente a la hora de mandarle la factura por correo electrónico. 

6. Mayor rentabilidad

Con un ERP los empleados son más eficientes, disminuyen los errores y se elimina la posibilidad de duplicidades. Esto reducirá el nivel de los costes, lo que se traduce en una mejora sustancial del rendimiento y de los beneficios que obtendrá la empresa.

7. Mejor satisfacción del cliente

Mantener a los clientes satisfechos mientras se administran las ventas e inventarios de manera eficiente, puede ser una tarea costosa si se tiene los datos del cliente y del inventario alojados en diferentes plataformas.

Puede haber momentos en los que se debe informar al cliente sobre la información relacionada con el producto y, si no se dispone de los datos de inventario actualizados, podría haber problemas.

El ERP ayuda a mantener actualizada la información y también facilitará la actualización en tiempo real de todos los datos. 

Esto ayudará a los representantes de los clientes a acceder a datos actualizados y precisos y a tratar con ellos de manera eficiente.

Como ves, son muchos los beneficios de implantar un ERP en tu empresa. Es un proceso costoso al principio, pero merece la pena.